Sospechosos usan unas 300 identidades para robar más de $1.6 millones de fondos federales destinados a pequeñas empresas

0
187

Por telemundo47.com

NUEVA YORK – Tres personas fueron acusadas el martes de cometer fraude para robar más de $1.6 millones que estaban destinados a ayudar a los pequeños negocios como parte de una ayuda federal durante la pandemia, anunció la fiscal de los Estados Unidos Audrey Strauss. El fraude se habría hecho contra la Administración de Pequeños Negocios de los Estados Unidos, (SBA, por sus siglas en inglés).

Alicia Ayers, de 34 años, Andrea Ayers, de 54, y Traci Proctor, de 47, fueron acusados de conspiración para cometer fraude electrónico, fraude electrónico, declaraciones falsas y robo de identidad agravado.

“Como se alega, los acusados planearon defraudar a la SBA al presentar solicitudes de préstamos y subvenciones por desastre para negocios que no existían. Al hacerlo, robaron fondos destinados a las muchas pequeñas empresas que están luchando como resultado de la pandemia de COVID-19. Agradecemos al FBI y la SBA-OIG por su colaboración en la investigación del supuesto plan”, dijo la fiscal Audrey.

Según el informe de la fiscalía, en junio y julio de 2020 los tres acusados abrían utilizado las identidades de unas 300 personas para enviar unas 315 solicitudes en línea a la SBA y lograr más de $ 3 millones de fondos a través del Programa EIDL de la agencia. En las solicitudes Ayers presuntamente declaró de manera falsa que los solicitantes eran propietarios de negocios con diez o más empleados y la gran mayoría de las supuestas empresas parecen no haber existido en absoluto.

Con base en las solicitudes de EIDL fraudulentas, la SBA alcanzó a hacer pagos por adelantado de aproximadamente $1,690,000 a los solicitantes, quienes a menudo devolvieron una parte de los pagos por adelantado a los acusados, dice la Fiscalía.

Los acusados pueden ser sentenciados si son encontrados culpables a un mínimo de 20 años tras las rejas.

La SBA es una agencia federal que administra la asistencia a las pequeñas empresas estadounidenses. Esta asistencia incluye la concesión de préstamos directos a los solicitantes a través del Programa de Préstamos por Desastre por Lesiones Económicas (“EIDL”, por sus siglas en inglés). En respuesta a la pandemia de COVID-19, el Congreso expandió el Programa EIDL para proporcionar préstamos a bajo interés de hasta $ 2 millones antes de mayo de 2020 o alrededor de esa fecha y hasta $ 150,000 a partir de mayo de 2020 o alrededor de esa fecha, con el fin de proporcionar apoyo económico vital para ayudar a superar la pérdida de ingresos que están experimentando las pequeñas empresas debido al COVID-19. Los solicitantes que buscaban un préstamo bajo el programa EIDL ahora también podían solicitar y recibir un anticipo de aproximadamente $ 1,000 por empleado, por un monto de hasta $ 10,000, que la SBA generalmente ha proporcionado mientras la solicitud del préstamo estaba pendiente.

Previous articleTito Nieves – Te Odio Porque Te amo (Video Oficial)
Next articleEl actor George Segal murió a los 87 años después de complicaciones durante una cirugía, anuncia su esposa