December 11, 2019
  • December 11, 2019
Breaking News
  • Home
  • MAS
  • SALUD
  • Sangre oculta en heces: cortar el cáncer de colon desde la raíz

Sangre oculta en heces: cortar el cáncer de colon desde la raíz

By soybachatero on April 1, 2019
0 304 Views

María Sánchez-Monge

medico-atiende-paciente

Este cribado poblacional se ofrece a todas las personas entre 50 y 69 años.

El cáncer colorrectal es el tumor maligno más frecuente en España. La Red Española de Registros de Cáncer (Redecan) prevé que en 2019 se producirán 44.937 nuevos casos (30.606 de colon y 14.331 de recto). Sin embargo, no es el primer cáncer en cuanto a mortalidad, ya que es el responsable más de 15.500 defunciones al año, frente a las casi 22.500 que ocasiona el cáncer de pulmón.

A diferencia de otros cánceres, el de colon cuenta un arma muy eficaz para detectarlo precozmente e, incluso, evitar que aparezca: el cribado de sangre oculta en heces. Diversos estudios muestran que la realización de esta prueba de forma periódica (generalmente, cada dos años) en las personas entre 50 y 69 años reduce drásticamente la incidencia y la mortalidad por cáncer de colon.

En qué consiste el método
Aquellas personas a las que se les indique la realización de esta prueba deben tomar una muestra de sus heces y entregarla en su centro de salud. Previamente se le habrá recomendado una dieta especial para que la muestra sea válida.

El siguiente paso será el análisis en el laboratorio para detectar la presencia de restos de sangre, que podrían ser un signo de la existencia de un pólipo o tumor. Si el resultado es positivo, se realizará una colonoscopia al paciente para averiguar la causa.

Se calcula que en torno a un 7 por ciento de las pruebas dan un resultado positivo. No obstante, tal y como recalca Ruth Vera, presidenta de la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM), “en la mayoría de estos casos el resultado de la colonoscopia es negativo”. Hemorroides, úlceras, diverticulosis o colitis ulcerosa son otras enfermedades que se asocian a la presencia de sangre en las heces. En otros casos se descarta un cáncer de colon pero no llega a saberse por qué ha dado positivo el test.

Pero lo más importante es que, en los casos en los que el resultado es positivo y se debe a la existencia de lesiones en el colon o el recto, la realización de un análisis sistemático o cribado permite detectar cánceres muy incipientes o lesiones premalignas (pólipos), que en un 90-95 por ciento de los casos se pueden tratar eficazmente solo con tratamiento endoscópico. “Y los que se diagnostican de esta manera en estadios más avanzados van a responder mejor a la cirugía”, apunta Miguel ángel Muñoz, director del Servicio de Digestivo de la Clínica Universidad de Navarra (Pamplona-Madrid).

Implantación en España
“Para que los programas de detección precoz sean eficaces deben estar organizados e incluidos en la cartera de servicios”, afirma Vera. “El cribado des sangre oculta en heces aún no está totalmente implantado España”, agrega.

Ana Fernández Marcos, directora de Relaciones Institucionales de la Asociación Española Contra el Cáncer (AECC), recalca que es una “prueba sencilla, no invasiva y poco costosa que salva muchas vidas”. Esta entidad, que se ha convertido en una de las más firmes defensoras de la plena implantación del cribado poblacional, lamenta que su puesta en marcha siga siendo desigual en las distintas comunidades autónomas.

Un caso paradigmático es el del País Vasco, que fue una de las primeras en poner en marcha el programa, en 2009, y actualmente cuenta con un 100 por cien de cobertura. Gracias a ello, la supervivencia a 5 años se ha incrementado un 23,4 por ciento en las personas que han participado en el programa en comparación con las que no lo han hecho.

Fernández Marcos destaca que la clave del éxito se encuentra no solo en que el sistema sanitario ofrezca este cribado a la ciudadanía, sino también en que se anime a participar el mayor número posible de personas. “La tasa de cobertura en la mayoría de las comunidades autónomas está alrededor del 43 por ciento, una cifra baja”, se lamenta.

El cribado de sangre oculta en heces fue una recomendación de la Unión Europea para todos los países miembros. Emilio Iglesia, presidente de Europacolon España, recuerda que “en 2010 se incluyó en el plan de lucha contra el cáncer para que en unos años estuviera controlado el grupo de riesgo entre 50 y 75 años”. En España, donde “se redujo el rango de edad de los 50 a los 70”, todas las comunidades autónomas se pusieron de acuerdo en 2010 en el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud para ponerlo en marcha. “Vamos muy tarde”.

Fuente cuidateplus.marca.com

Advertisements
  SALUD
%d bloggers like this: